• Al Instante

    sábado, 10 de julio de 2010

    Preocupante...accidente de la flota trans Illimani

    Esta nota se extrae de El Potosí en línea, se trata de un accidente que sufrió el bus Illimani que precisamente hace la ruta Villazón - La Paz y viceversa.

    Accidente Trans Illimani

    Accidente estremece por difícil rescate de cuerpos de víctimas.

    Marbin Valda Angulo

    Una mujer que padeció una agonía de dos horas soportando prácticamente todo el peso del bus y el cuerpo del chofer atrapado entre fierros retorcidos grafican de manera horrorosa la magnitud del accidente que ayer cobró la vida de cinco personas que estaban a bordo del bus de Trans Illimani. El siniestro ocurrió en la madrugada, al promediar las 02:00 del jueves, pero el cadáver del conductor, Antonio Agustín Matías Villca, de 40 años, fue rescatado recién en la noche.


    Los policías tuvieron que hacer un esfuerzo sobrehumano, enfrentando el frío y la oscuridad, ya que con dos simples barrenos y similar número de gatas —una grande y otra chica— lograron enderezar los fierros para liberar el cuerpo del chofer. El cuerpo de Antonio Agustín fue depositado en la morgue del hospital Daniel Bracamonte a las 21:15.

    Las acciones de rescate comenzaron al mediodía de ayer y se extendieron hasta las 20:30. Los cuerpos de las cinco personas muertas, cuatro mujeres y un hombre, estaban aplastados en el bus. Los restos de las cuatro mujeres fueron los primeros en ser rescatados y el del chofer pudo ser liberado recién en la noche.

    Para rescatar a una mujer que estaba aplastada por el bus tuvieron que usar una pala mecánica. Tras liberar ese cuerpo se observó que uno de los miembros inferiores fue cercenado mientras que el otro estaba quebrado.

    La falta de equipos de rescate en los policías fue notoria porque no tenían lo necesario para lograr su objetivo de liberar el cuerpo del chofer. Incluso tuvieron que prestarse una pequeña gata del dueño de un vehículo particular quien se quedó observando el esfuerzo inútil que hacían los policías. No todos los efectivos trabajaron porque su superior se quedó charlando y observando.

    La flota verde de Trans Illimani con placa 1985-BDP se embarrancó a una profundidad de siete metros en el sector denominado Viscachani, en la jurisdicción de Oruro, a unos 90 kilómetros de la capital potosina, en el camino Oruro-Potosí.

    El accidente ocurrió al promediar las 02:00 de ayer en una curva tipo “U”. El bus volcó de costado izquierdo y se arrastró hasta quedar clavado “de pico” debajo del puente del río Viscachani.
    El pretil de seguridad en la curva cerrada fue rebasado por el fuerte impacto. De acuerdo a las declaraciones de los sobrevivientes, aparentemente el chofer de la flota conducía con exceso de velocidad.

    El bus de la empresa Trans Illimani partió a las 20:00 de la terminal de La Paz rumbo a Tupiza y Villazón. Una de las escalas fue Oruro, ciudad donde bajaron muchos pasajeros quedando simplemente medio bus de personas a bordo.

    Posteriormente, el ómnibus se dirigía hacia la capital potosina pero no llegó a su segundo destino pues sufrió el percance fatal 70 kilómetros antes de llegar.

    Del accidente también resultaron 20 personas heridas quienes fueron trasladadas hasta esta capital para ser internadas en el hospital Daniel Bracamonte, la Caja Nacional de Salud y la Clínica Gesba.

    Algunos de los pasajeros fueron dados de alta porque tenían leves contusiones en sus cuerpos mientras que otros fueron internadas en la sala de traumatología con diferentes diagnósticos.

    El jefe de la división accidentes de tránsito, capitán Javier Suárez, afirmó que, de acuerdo a las aseveraciones de los pasajeros, se descarta que el chofer haya consumido alcohol; sin embargo, anoche se tomó muestras para realizar el análisis respectivo.

    Dijo que las pertenencias fueron recogidas bajo inventario y hoy se prevé entregarlas a sus dueños.

      Nómina de personas muertas

    1.- Antonio Agustín Matías Villca (40) 2.- Edith Villena (54)
    3.- Amalia Lima Morante de Porcel (52)
    4.- Carla Apaza Serrano (22)
    5.- Andrea Escaray (30 a 35)


      Nómina de personas heridas

    1.- Teófila Calbeti Mamani (53) 2.- Dina Avisa Pérez (35)
    3.- Susy Peralta Chambi (19)
    4.- Irma Aban de Rojas (58)
    5.- Teófila Catari (39)
    6.- Noemí Mejía (27)
    7.- Carla Jové Muñoz (40)
    8.- Sulma Arubia Romano (25)
    9.- Isabel Uyuli Yugra (58)
    10.- Dora Rojas Plata (75)
    11.- Ana María Terrazas (60)
    12.- Sinda Lizeth Choque Flores (29), CNS
    13.- Pablo Paichu Miranda (32)
    14.- Omar Tejerina Andrade (30)
    15.- Juan Alvino Gutiérrez (80)
    16.- Oligario Ramírez Cazón (69)
    17.- Pedro Bautista Isidro (27), ayudante de la flota
    18.- Fredy Iver Gutiérrez (35), chofer de relevo
    19.- Eddy Oliver P. Lima (9), Clinica Gesba
    20.- Aleander Sumi Choque (9) en la CNS

      Mujer murió desangrada

    Los pasajeros Ever Obezo y Jacobo Marca se encargaron de rescatar a los pasajeros que quedaron heridos dentro del bus cuando ocurrió el accidente. El primero de los citados describió cómo sacaron a las personas heridas. Dijo que la señora que quedó aplastada debajo del bus estuvo viva aproximadamente unas dos horas pero, lastimosamente, no podían mover el bus para sacarla.

    “La señora gritaba ‘por favor ayúdenme, ayúdenme’. Hemos tratado de sacarla pero no se pudo. Yo le dí la mano y le dije: ‘hermana oraremos’”, contó Ever en medio de lágrimas.

    “Era pesado el bus para levantar, todavía estaba con vida unas dos horas, la señora aplastada seguía pidiendo auxilio. Sus dos pies estaban debajo de la flota, el bus estaba encima de los dos pies de la señora. La mitad del cuerpo estaba aplastado”, agregó.

    Para calmarla, según Obezo, le pidieron que oraran porque se habían salvado del accidente. “Oraremos a Dios, qué vamos hacer, pediremos a Dios porque gracias a él estamos vivos —le dije—. Ayúdenos Dios, ayúdenos Dios, sálvenos, sálvenos —decía la señora— ”, siguió llorando.

    Las primeras personas heridas que salieron del bus fueron trasladadas en las flotas Copacabana e Inca; posteriormente, las demás fueron puestas en dos camionetas particulares.

    Por su parte, el súbdito peruano Jacobo Marca afirmó que todo estaba oscuro y para sacar a algunos de los heridos prendieron celulares y también encendieron la paja brava que había por el lugar para alumbrarse.

    “Yo quiero agradecer a Dios porque estoy vivo primero. Si hemos ayudado a sacar a los heridos porque los únicos y una niña estábamos bien los demás se quejaban de dolores en sus cuerpos”, expresó.


    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    Utilice también este formulario para realizar sus comentarios.

    Manifiesto

    Este sitio web contiene notas propias elaboradas y contenidos externos con su referencia de origen. Los contenidos propios tienen Licencia Creative Commons, se puede copiar y distribuir, respetando los créditos correspondientes.

    Recomendación

    Acessos Total